Grupo de estudio Arte & psicoanálisis

GRUPO ESTUDIO

Para psicoanalistas o afines interesadxs en el arte

Para artistas interesadxs en el arte conceptual

Para escritores que se nutren del arte

Para intelectuales en general que les interesa los efectos en el cuerpo

 

MODALIDAD

De acuerdo al espíritu de la frase: “Con el psicoanálisis sucede como con el arte del buen cocinero que sabe cómo trinchar el animal, cómo separar la articulación con la menor resistencia” * leeremos fragmentos de textos in situ descuartizándolos con las preguntas que genera el caso del arte contemporáneo seleccionado para esta ocasión. *Lacan, Sem 1. Apertura del Seminario

Comienza Jueves 4 de abril y la frecuencia es quincenal

 

MATERIAL DE ESTUDIO O INGREDIENTES

Caso del arte contemporáneo:

Naranja M. Q. Obra de Marisa Rubio

El proyecto más reciente y central de Marisa ocupa todo su tiempo y consiste en la fragmentación de su propia vida en distintas vidas. El álter ego de Marisa que lleva a cabo esta fragmentación es un personaje denominado Naranja M. Q.*, de profesión actriz, quien desarrolla una teoría sobre la actuación que consiste en la concepción de cada momento de la vida cotidiana como una “teatralización”. Para desarrollar esta teoría, Naranja creó distintos personajes que actúan y operan en el mundo real infiltrándose con un punto de involucramiento en la realidad y en la vida de la artista que roza la esquizofrenia. A ver si se entiende: Marisa creó a Naranja, que a su vez se desdobla en múltiples “otras” que operan en la vida de la ciudad como personajes comunes y corrientes, con sus identidades, pero también, obviamente, con sus economías, sus gastos y sus relaciones personales.[…]

Los personajes más evolucionados de Naranja M. Q. Son dos: una profesora de pintura de mandalas y una chica que está abocada a un intenso tratamiento psicoanalítico

Del texto Marisa en Acción. Una manera diferente de pensar qué es un artista, qué es una obra y qué es un sujeto. Revista Pul

Diciembre de 2012. Por Inés Katzenstein

Bibliografía (Capítulos seleccionados)

Lo que vemos, lo que nos mira. G. Didi-Huberman

La intimidad como espectáculo. P. Sibila

Seminarios I y XI J. Lacan

Las tres estéticas de Lacan, M. Recalcati

El arte de la performance. J. Glusberg

Marisa en Acción. Una manera diferente de pensar qué es un artista, qué es una obra y qué es un sujeto. I. Katzenstein

http://cargocollective.com/marisarubio/Marisa-Rubio

Cv

Desde que entré en la Residencia me interesó el entrecruzamientos de campos. Mis ateneos de caso eran literarios. Pero comencé formalmente a investigar el tema de lo siniestro entre la estética y el psicoanálisis alrededor del 2008 en el marco de la investigación acerca de la angustia en el grupo que coordinaba Cynthia Szewach. En el 2011 esa investigación se cristalizó en un libro: Presencias. Algunas lecturas acerca de Das Unheimliche de Freud. Ese mismo año comencé a formar parte de otro grupo de investigación que coordinaba Isabel García alrededor del tema del narcisismo y a escribir mi primera novela.

En el 2015 -luego de una experiencia personal de lo real en el cuerpo- publiqué mi novela Las Desviadas en Kindle e hice mi primera performance. En la novela trabajé lo siniestro como la contracara de lo familiar.

En 2017 comencé a cursar algunos seminarios de la Maestría en Artes performáticas en la UNA, dándole cada vez mayor implicancia al cuerpo y volviendo a pensar el narcisismo desde óptica de la performance. En 2018 realicé obras como Sin título 5 : forma parte de una serie de videos de partes del cuerpo que por estar descontextualizadas se presentan como extrañas.

A lo largo del tiempo, fui recopilando una cantidad de referentes, películas, obras, libros, artistas que conformaron mi colchón teórico.

En 2019 -partiendo de una necesidad de integración de todas estas partes- invito a conformar un grupo de estudio que genere niveles de injerencia en el campo del conocimiento y/o arte contemporáneo. El espíritu siempre es a favor de lo que el arte enseña al psicoanálisis y no un psicoanálisis de las obras, ya que la sublimación encarnada en ellas no puede traducirse en palabras.